¿ Como trabajamos ? Este es un ejemplo de los muchos trabajos que efectuamos

25.08.2022
Es un hombre maduro, padre de familia, amoroso y responsable. Experimenta una constante sensación de peligro, alentada por todo tipo de dislocaciones en la previsibilidad normal, dolores, sueños amenazadores, eventos significativos para él que ocurren a otros en su cercanía. Intuye varios orígenes distintos a las fuerzas oscuras y caóticas que le agobian. La angustia amenaza ganarlo; intuimos que el plomo líquido tiene una buena misión que cumplir con él. Nos concentramos en la murmuración del Jid"á mientras el plomo se derrite al fuego y comienza a bullir. Desde dentro de la plegaria, lo volcamos en un cazo de agua fría, invitando a todas las fuerzas negativas que le atormentan a revelarse en las formas en que se aglomerará el plomo. Un par de explosiones ahogadas despiertan nuestra atención a señales de magia negra y brujería.
 
En la primera imagen, un ojo enorme, sostenido por una raíz fuerte y gruesa, se proyecta hacia fuera de un como entramado sucio, formas delgadas y a veces muy filosas que se apoyan y superponen y entrelazan: hay una trama, una línea de eventos no resueltos en tu vida, o un grupo o familia de personas con quienes tienes algo no resuelto y que por ello te ven de modo muy negativo; y es como que su atención (con deseos negativos, envidia, celo) se proyecta desde ellos buscando alcanzarte. De igual modo vemos en la segunda imagen: un pequeño cúmulo de plomo con multitud de ojos grandes y pequeños, sobresalientes e incrustados, todos ellos manifestación de mal de ojo de parte de próximos y ajenos; y multitud de pinchos pequeños pero muy filosos, que evocan desde la fuerza devastadora de la envidia hasta brujería de la que hacen los malos. Así también la serpiente que ves en la tercera imagen hacia la derecha, emergiendo de un cúmulo que muestra singularmente varias concavidades vacías, como ojos vaciados y ciegos en la superficie, como intentando cegar y confundir tu visión, para que no veas qué está sucediendo en realidad, para que no puedas enmendarlo y sanar. Mas sí puedes, barúj Hashém.

Similares patrones y señales se repiten en las siguientes imágenes, hasta que en la séptima vemos de más cerca algunos de estos ojos vacíos, y la entrada de una caverna que se formó hacia las entrañas de este cúmulo de plomo. Es mucho más que un ojo vaciado: es como algo que toma de tus fuerzas más íntimas y hondas, que roba de tu vitalidad hacia una conciencia abismal. Puede ser hechicería, o mera plegaria de malvados que es respondida, y a la que se espera de tu bien una plegaria que te sobrepondrá a ella. Las señales sobreabundan, evidenciando que está en nuestras manos be"H apagar las llamas, y que hay un tikún -que trataremos en privado- que has de llevar a cabo para cortar el acceso de todas estas fuentes de mal a incidir sobre tu vida. 

Tomamos todas las formas en que se consolidó el plomo, las devolvemos al fuego, acompañamos con plegaria el proceso en que se derriten por completo, se pierden, dejan de haber sido alguna vez. Celebraremos saber de qué modos empieza por revelarse el alivio inminente, y retorna la oportunidad de shalóm a tu vida. Y te dejamos nuestra brajáh de tiempos nuevos propicios siempre, de prosperidad feliz y aperturas siempre buenas para tí y tu hogar todo, y mitsvót a manos llenas.
TAROTVIDENCIAYRITUALISTICA
Todos los derechos reservados 2022
Creado con Webnode
¡Crea tu página web gratis!